MÁS ALLÁ DE TODO, UN EQUIPO CON ENORMES JUGADORES

No hay misterios en el fútbol, para que un equipo juegue bien se necesita de buenos jugadores.

Enorme campaña la de Gimnasia ante equipos muy poderosos del ascenso argentino que luego fueron protagonistas en la primera y varios aún juegan en la Súper Liga.
Está claro que hay varias formas de juego para ganar; se puede hacer con un buen planteo táctico; con mucho orden o contando con jugadores de buen pie, de mucho talento y despliegue.
Y esto último ocurrió con este Gmnasia porque aquellos jugadores de la gran temporada 2001/2002 después, en su gran mayoría, jugaron en equipos de la primera división lo que habla del talento que había en el equipo comandado por Jorge Vendakis.
Y vale la pena hacer un recuento:
Catriel Orcellet: pasó a Nueva Chicago y de ahí al Real Valladolid en España, Talleres, Lanús y Arsenal con el que sumó varios títulos, ganando un torneo local, la Copa Sudamericana y la Surunga Bank. Antes de llegar a Gimnasia integró el plantel de Boca campeón en 1999.
Juan Monge: San Martín de Tucumán.
Mauricio Almada: Arsenal de Sarandí.
Pablo Cantero: Arsenal, Olmedo de Ecuador y Petrolero de Bolivia, entre otros equipos.
Hernán Orcellet: Argentinos Juniors, Instituto y Almirante Brown.
Luciano Leguizamón: River Plate, Unión de Santa Fe, Polideportivo Ejido de España, Talleres de Córdoba, Gimnasia y Esgrima La Plata, Arsenal, Al-Ittihad de Arabia Saudita, Colón de Santa Fe, Everton de Chile, UTC de Perú y Guaraní Antonio Franco desde donde regresó al Lobo. Ganó el torneo local y la Suruga Bank con Arsenal siendo goleador del fútbol argentino en 2011.
Diego Ceballos: Nueva Chicago, Quilmes, Banfield y Lanús. Liga deportiva Universitaria de Quito y Puebla de México, en el exterior.
Juan Marcelo Ceferino Fontana: Defensores de Belgrano y Unión de Santa Fe.
Esto demuestra claramente que ese equipo de Gimnasia contaba con muy buenos jugadores; todos con nivel de primera lo que sumado a un técnico que los hacía «jugar» terminó siendo la conjunción perfecta para lo que vivimos a lo largo de esa temporada 2001/2002.

UNA FOTO CON HISTORIA
La foto que acompaña esta nota tiene una linda historia y surgió cuando alguien que, ahora no recuerdo su nombre, se me acercó a la redacción de La Calle para pedirme poder sacarle, al chico que está en el centro de la foto, una con el plantel de Gimnasia y especialmente con Diego Ceballos. Consulté a la dirigencia de Gimnasia y luego a Jorge Vendakis quien accedió de muy buena manera y ese chico se dio el lujo, previo a un partido, de estar en el vestuario del Lobo y sacarse la foto con el plantel y con Diego Ceballos. Eso también demuestra lo que era ese equipo, en todo sentido.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *