LOS HERMANOS BONELLI CON PRESUPUESTO PARA EL 2019

La situación del país no es la mejor y menos aún para aquellos que tienen como profesión el automovilismo deportivo.

Los equipos del Turismo Carretera no pasan por su mejor momento; la crisis pega duro y se siente en todos, aunque algunos lo sufran más que otros por aquello de tener mayor o menor repercusión en los medios nacionales.
Los hermanos Bonelli pese a que la repercusión en los principales medios no es importante, suman mucho por la forma en que hacen las cosas, por su humildad y por el artesanal trabajo que a muchos les recuerda al «viejo TC».
Esto les juega a favor y la novedad pasa porque ya han conformado gran parte de su presupuesto y se puede asegurar que tanto el Rudaz Competición del Pope como el Bonelli Competición del Nico estarán corriendo en el 2019 en la máxima categoría del automovilismo argentino.
«Está confirmado que arrancan, más de 70 por ciento de los sponsors están como para poder correr pero van por más para estar más holgados y tener mayores opciones como la de contratar un ingeniero y algún otro detalle más», nos dijo el prensa de los equipos.
Es una más que buena noticia para los aficionados a los «fierros» de la ciudad porque, pese a que se tenía confianza en que puedan estar siempre es importante la confirmación para darla a conocer.

Motorizan a De Brabandere

Pope atenderá el motor de Agustín.

Otra de las novedades de los hermanos Bonelli pasa por saber que volverán a motorizar a Agustín De Brabandere con su Ford en el TC Pista. El piloto de nuestra ciudad se desvinculó del Garófalo Motor Sport y volverá a su equipo propio con la motorización del Pope y Nico. Sin dudas que una muy buena elección del equipo del Poto porque no debe haber muchos motoristas como los nuestros y además lo tienen «a mano» por cualquier consulta.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *