EL TIEMPO PONDRÁ LAS COSAS EN SU JUSTO LUGAR

(Por Alberto Bonvin). Este martes termina una etapa para José Eduardo Lauritto, un dirigente al que, sólo el tiempo, pondrá en el lugar que se merece.

Existe un juez llamado tiempo que pone las cosas en su lugar y una de las cosas que habrá de poner en su justo lugar es al dirigente político-deportivo que hoy deja la función pública aunque no lo imaginamos fuera de ella si bien por ahora no tenga cargo alguno.
Cuando la grieta sea tan sólo un mal recuerdo e incluso la existente en el propio peronismo local; cuando sólo se analice su obra se reconocerá que José Eduardo Lauritto; el «Pato» o «el Doctor» ha sido y seguramente lo seguirá siendo, el dirigente más importante que ha tenido nuestra ciudad en su historia.
Al «Pato» lo conozco casi desde siempre; desde aquellas apasionadas charlas de fútbol con «Bartolo» Gómez, «Juancho» Luna, el «Rulo» Sampó o «Rancho» Gutiérrez en el querido Don Bosco; cuando bastaba con que «Bartolo» le dijese que «vos que sabes si vivís en el asfalto», para que comenzase una apasionada alocución; lo conozco desde que disfrutaba del fútbol como puntero derecho hasta que la rodilla le funcionaba. He conocido pocos jugadores a los que se le «salía» la rodilla pero que, al rato, estaba volviendo a la cancha.

Pero su pasión de dirigente estuvo desde siempre; a tal punto de dejar su sitio de confort o no tanto en la justicia para dedicarse a la política tras mucha insistencia de «Carita» Scelzi, un dirigente de esos que deben recordarse.
Y a partir de ahí tuvo una carrera que lo llevó a ser diputado y hasta vicegobernador aunque como él mismo dice «siempre fue pensando en traer obras para la ciudad» pero que sin dudas mereció algo más pero, quizás, su demostrada lealtad, le haya impedido llegar más lejos en un lugar donde no es tan común encontrarse con esa palabra.
Un dirigente político que cuando se pedía que «se vayan todos» salía a caminar sólo por la ciudad en cada momento libre que tenía, aunque sea tarde de noche, siendo respetado por el vecino.
Todo era por la ciudad y así más de 200 obras, sin hablar las del Departamento, llegaron a «La Histórica» en los últimos tiempos y muchas de ellas majestuosas como la Isla del Puerto, el Autódromo, el Centro de Educación Física Nº 3 o ahora la Defensa Norte pero, como él mismo le dijo a los amigos Mario y Matías de La Calle: «De las casi 230 obras, sin contar las del Departamento, que pudimos traer para la ciudad desde que hago política; quizás las que más orgullo me dan son las escuelas. Estoy llegando a la sexta escuela nueva y al edificio nuevo de Uader. Me tocó gestionar para las llegadas de las escuelas: Rolando, N° 31 Martín Fierro, Villas Las Lomas Norte, Villas Las Lomas Sur, Lepratti y una que está sin concluir, pero que va a ser un gran colegio de educación técnica y formación profesional (con planta alta y baja) que darán soluciones a los barrios nuevos de la ciudad. También me reconforta haber reparado 17 edificios, en un tiempo de tan pocas obras, no es un detalle menor».
Con una capacidad de trabajo muy difícil de seguir y si no que lo digan aquellos que han estado cerca en cada una de las funciones que cumplió.

El tiempo pondrá las cosas en su lugar también en el deporte donde para varios, parece ser «un buen deporte» hablar mal de su gestión más allá de que, pese a su identificación con Gimnasia, no creemos que haya institución o deportistas que no hayan tenido su apoyo cuando se lo requirió.
Este martes habrá de dejar la intendencia en manos de Martín Oliva; pero seguramente seguirá gestionando por nuestra ciudad, «su» ciudad, pero más allá de todo creemos que su labor debería ser reconocida ahora y no cuando el tiempo lo decida. Pero así somos.

Nota: no aclares que oscurece suelen decir pero igualmente quiero aclararlo. Pese a que lo conozco desde siempre, como dice la nota, jamás me aproveché de eso para solicitar algo a mi favor, jamás escribí algo a favor en «La Calle» o ahora en Deporte Digital para devolver favores. Esta nota sólo va por el reconocimiento que tengo hacia el que considero el mejor dirigente político-deportivo que he conocido.

2 comentarios sobre “EL TIEMPO PONDRÁ LAS COSAS EN SU JUSTO LUGAR”

  1. Comparto y felicito a una persona brillante que penso no solo en los problemas de la ciudad si no la mirada sobre el deporte que es en difinitiva lo que saca adelante a los chicos, adolecentes y jovenes y porque no decir a la gran cantidad de mayores que realizan diferentes deportes dentro y fuera del Pais, que se tome de ejemplo y se siga apostando al deporte.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *